El huracán Florence toca tierra en la Costa Este de EE.UU.

Estados Unidos.- Más tarde de lo previsto y con menor fuerza de lo esperado pero cargado a tope de agua, el huracán Florence tocó tierra ayer en Wrightsville Beach (Carolina del Norte) a las siete y cuarto de la mañana –seis horas menos en la península– impulsado por vientos de 150 kilómetros por hora.

Unas horas después, mientras continuaba su lento avance por la coste sudeste de Estados Unidos, Florence fue degradado de categoría: ya no es un huracán sino una tormenta tropical. Los vientos que la empujan han perdido fuerza y se mueve muy lentamente, pero la inquietud por su enorme tamaño (547 kilómetros) y potencial destructivo no ha disminuido ante la cantidad de agua que el antes huracán está descargando y puede llegar a descargar: de acuerdo con el Servicio Meteorológico Nacional (NWS), Florence puede descargar en dos o tres días el agua de la lluvia habitual en la zona en ocho meses.

Más tarde de lo previsto y con menor fuerza de lo esperado pero cargado a tope de agua, el huracán Florence tocó tierra ayer en Wrightsville Beach (Carolina del Norte) a las siete y cuarto de la mañana –seis horas menos en la península– impulsado por vientos de 150 kilómetros por hora.

Unas horas después, mientras continuaba su lento avance por la coste sudeste de Estados Unidos, Florence fue degradado de categoría: ya no es un huracán sino una tormenta tropical. Los vientos que la empujan han perdido fuerza y se mueve muy lentamente, pero la inquietud por su enorme tamaño (547 kilómetros) y potencial destructivo no ha disminuido ante la cantidad de agua que el antes huracán está descargando y puede llegar a descargar: de acuerdo con el Servicio Meteorológico Nacional (NWS), Florence puede descargar en dos o tres días el agua de la lluvia habitual en la zona en ocho meses.

“Esta tormenta va a ser un maratón más que un sprint”, ha advertido el NWS, en alerta por el posible desbordamiento de los ríos “muy al interior”. La marea ciclónica provocada por el huracán en la costa podría agravar la situación en las próximas horas y cubrir algunas zonas con hasta tres metros de agua. A lo largo del fin de semana, el Florence debería perder fuerza significativamente mientras atraviesa las Carolinas y avanza hacia los Apalaches.

 

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Pin It on Pinterest